Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
OPINIÓN

Un informe que poco informa… | Coyuntura económica y algo más

Aunque lo repitas mil veces, cuando hay libertad de pensamiento, las mentiras no se hacen verdades…

Macraf

En esta ocasión, quiero analizar con usted mi estimado lector lo dicho por el hijo predilecto de Macuspana, sobre los supuestos logros económicos de su administración en el último año, por supuesto que nombrar cada una de las áreas a las cuales se refirió, haría de esta colaboración tan aburrida como el propio mensaje, por lo tanto, me concentraré en los siguientes rubros: empleo, crecimiento económico, deuda pública, tipo de cambio y remesas e inversión extranjera directa.

En lo relacionado con el empleo, el tabasqueño mencionó en su mensaje a la nación que en el último año se ha logrado crear una gran cantidad de puestos de trabajo, presumiendo inclusive, que la tasa de desempleo se encuentra en niveles sumamente bajos, la realidad al respecto es la siguiente: nuestro país posee una economía que por su naturaleza, debería de estar creando alrededor de 100 mil puestos de trabajo de manera mensual, es decir, 1.2 millones nuevos puestos de trabajo de manera anual, en 2022, cerramos con 752 mil puestos de trabajo, mal resultado, al mes de julio de este año, se han creado poco más de 512 mil, esto es, 200 mil puestos menos de lo requerido, así mismo, hay que considerar que al cierre del segundo trimestre de este año, 37.8% de la población se encuentra en pobreza laboral, lo que significa que no les alcanza con lo que ganan para cubrir lo mínimo necesario para el hogar.

Sobre el crecimiento económico, que puedo decir que no se haya dicho antes en este espacio, es cierto que, al cierre del segundo trimestre del año se tiene una tasa del 3.6 por ciento anual, un buen resultado, sin embargo, al analizar el nivel de crecimiento promedio de este sexenio, asumiendo que este año y el siguiente se logran tasas superiores el 3 por ciento, no lograríamos llegar ni siquiera al 1 por ciento, lo que nos da como resultado, 6 años perdidos en materia de crecimiento.

En el rubro de deuda pública, hay algo en lo que si puedo coincidir con el morador de palacio, no se han pedido nuevos créditos a organismos internacionales, o como él lo dice, no se ha pedido prestado afuera, pero, si se ha pedido prestado adentro, prueba de esto es que, mientras él dice que el porcentaje de la deuda con respecto al PIB es de a penas 44 por ciento, lo que implicaría que prácticamente la deuda no se haya movido respecto de 2018, la Secretaría de Hacienda dice que estamos en un nivel del 47.5 por ciento, con miras a tal vez llegar al 48 o 49 por ciento, por lo que, la cifra que dio a conocer es falsa.

Por el lado del tipo de cambio y las remesas, repito lo que incontables ocasiones he dicho y escrito al respecto, el tipo de cambio no es producto de la política económica de la 4T, sino una consecuencia de diferentes variables, la mayor parte, externas, mientras que las remesas, lejos de ser un indicador económico es motivo de vergüenza, dado que, su trasfondo es la falta de oportunidad al interior del país, lo que termina obligando a los connacionales a buscar oportunidades en otros lugares, el incremento en el nivel de remesas implica, un mayor bienestar en el país desde donde se mandan y una mala situación en el que las recibe.

Finalmente, en lo relacionado con la Inversión Extranjera Directa (IED) que tanto presume el hijo predilecto de Macuspana, hay que aclarar algo importante, si bien es cierto que durante este sexenio se han registrado niveles muy altos, ninguno ha sido por captación de nuevas inversiones, es por la reinversión de utilidades generadas por inversión ya existente, para que nos demos una idea, al primer trimestre del 2022, el 38.6 por ciento de la IED corresponde a nuevas inversiones y el 55.3 por ciento a reinversión de utilidades, mientras que, al primer trimestre de 2023, el 89.8 por ciento de la IED es por reinversión de utilidades y solo el 4.8 por ciento son nuevas inversiones, en buen cristiano, no se ha captado más inversión como lo dice el tabasqueño, por supuesto, dudo que entienda la diferencia.

Si bien los diversos indicadores económicos empiezan a mejorar, es claro que la 4T está muy lejos de ser un milagro económico como lo pretenden aparentar desde el gobierno, sus aciertos han sido los menos y han sido opacados por sus errores, lo cual no es de extrañar.

Compartir en:

Twitter
Facebook
LinkedIn
Telegram
WhatsApp
Email

Más Columnas de opinión

Trabajo en equipo

…hace 12 años, empezaron a haber cambios sociales que confrontaron a estos dos actores. Empezó una tendencia generalizada en la que las madres le delegaban toda la educación de sus hijos a los maestros, exigiéndoles resultados imposibles y además fuera de su área laboral…

Máximo y mínimo

A la pregunta por los principales obstáculos para invertir directamente en México un 24% tiene que ver con el crimen, un 23% con falta de Estado de Derecho, y un 18% con corrupción. Estos tres obstáculos, que se vuelven relevantes cuando hay gobiernos fallidos…

La educación, más allá de las elecciones

Debemos promover una mayor articulación entre la educación superior y la investigación, con un enfoque más orientado a resolver los problemas locales y regionales, y contribuir al desarrollo del país, generando un impacto social más profundo…

Educación inicial y desarrollo neurolingüístico

…la importancia de implementar una educación temprana o inicial para poder revertir los efectos negativos asociados a la pobreza económica de las familias. Entre más temprana se dé esta educación, mayor será el beneficio que tenga en el desarrollo cognitivo de los infantes…

La Abstención a Votar: Un Riesgo para la Democracia Mexicana

…aunque las encuestas puedan dar a una candidata una ventaja sobre la otra, no hay nada escrito. Las encuestas son simples percepciones que no reflejan el sentir real de la totalidad de la población. Por lo tanto, es fundamental que todos votemos para expresar realmente lo que deseamos para los siguientes años…

Noticias de interés

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *