22 de abril de 2024 7:30 pm
OPINIÓN

Juventud histórica

A veces resulta difícil imaginar algo que nunca hemos vivido. Algunas cosas, por más que nos informemos, son muy complejas de dimensionar. Los jóvenes, especialmente aquellos que tenemos menos de 25 años, nacimos en un México muy distinto al México en el que crecieron nuestros papás.

Para nosotros, la palabra hegemonía política se escucha casi como un hecho que sucedió hace cientos de años. Pero no nos vayamos con esa impresión, lo cierto es que nuestra democracia es una democracia realmente muy joven y, por lo mismo, aún muy frágil.

El México en el que tú y yo crecimos es un México que tiene organismos constitucionales autónomos como BANXICO y el INE, es un México con alternancia política, con pluralidad partidista y con contrapesos; un México que costó mucho tiempo, trabajo y esfuerzo construir.

Sé que a veces, para nuestra generación, es difícil que nos imaginemos viviendo en un país en el que todo lo gobierna un solo partido y en el que no haya ni un solo contrapeso; hoy tenemos el privilegio de elegir imaginarlo, pero de seguir por el rumbo que vamos no tendremos que imaginarlo, puesto que podría ser nuestra realidad.  

Suena exagerado, pero no lo es. Dime tú como te imaginas un país en el que la autoridad electoral la controle el gobierno, en el que el poder judicial y legislativo estén controlados por el ejecutivo además de gobernados en su totalidad por un solo partido, en el que no haya ninguna autoridad que le exija al gobierno transparencia, y que no haya una tercera parte que garantice competencia económica.

Si la 4T dice querer democracia, entonces, ¿por qué propone desaparecer organismos autónomos tan importantes como el INAI, que es el organismo que se encarga de que el gobierno sea transparente y responda a las peticiones de información ciudadanas?, o, ¿por qué querrían ganar absolutamente todos los asientos en el Congreso de la Unión?, ¿por qué el presidente aceptaría públicamente que intervenía en muchas decisiones del Presidente Ministro de la Suprema Corte de Justicia?, ¿por qué le tienen tanto miedo al diálogo y a la pluralidad?

Para mí, un gobierno que no quiere dialogar es un gobierno que sabe que no puede ganar con la razón y cuyas intenciones no pueden ser de bienestar, ni prosperidad social. No puede tener otra intención más que la de quedarse todo el poder para el solo.

Ahora más que nunca, es momento de cuestionar. No debemos asumir jamás que una democracia está segura, especialmente cuando se trata de una tan joven y aún en proceso de fortalecimiento.

Lo cierto es que muchos jóvenes en el día a día se sienten no escuchados, subestimados, y no tomados en cuenta. Tenemos dos opciones, quedarnos con esa idea y permitir que las cosas que no nos gustan simplemente sigan pasando, o tomar el control en nuestras manos.

Los jóvenes representamos el 27% de la lista nominal, somos el grupo más grande; definitivamente nuestra participación importa e importa mucho. ¿Vamos a ser una generación más de jóvenes?, o peor aún, ¿seremos la generación de jóvenes que aún viendo el peligro en el que se encontraba nuestro futuro y el del país decidió cerrar los ojos? O, por otro lado, ¿nos convertirnos en la generación de jóvenes que hizo historia?

Para quienes te dicen que todo está perdido, permíteme darte un dato. En el 2021, en la elecciones para diputaciones federales la coalición PRI, PAN, y PRD obtuvo tan solo 1.5 millones de votos menos que la coalición conformada por Morena, PT y PVEM. En esa elección los jóvenes de 20 a 24 años participaron en un 41.7% y de los jóvenes de 25 a 29 años sólo participó el 39.6%. Si tradujeramos esas cifras a la lista nominal de 2024, significaría que se obtendrían tan solo 4.7 millones de votos de los 11.2 millones de jóvenes que tienen entre 20 y 24 años de edad; y 4.4 millones de votos de los 11.1 millones de jóvenes que tienen entre 25 y 29 años de edad. A eso aún hay que sumar los votos de los jóvenes de 18 y 19 años.

La elección sí está en nuestras manos y tenemos la oportunidad de ser la generación más participativa de la historia. ¿Quieres dejar de sentir que no te escuchan? Entonces hagámonos presentes, juntos, y hagámonos escuchar. No sé tu, pero a mi no me gusta escuchar que se diga de los jóvenes que somos indiferentes o frágiles, demostremos que aquí estamos y que sí nos importa. Te aseguro que de convertirnos en el grupo electoral más participativo, seremos el grupo que imponga la agenda política.

Demostremos nuestro poder y no permitamos que nos arrebaten la democracia que con tanto esfuerzo se construyó para que nosotros pudieramos vivir libres y en plenitud. Yo me sumo a no permitir que nadie nos arrebate nuestra democracia y con ella nuestro futuro, ¿te sumas?

Compartir en:

Twitter
Facebook
LinkedIn
Telegram
WhatsApp
Email

Más Columnas de opinión

Dos temas

…los políticos creen tener el derecho de disponer de la propiedad de los demás como crean más conveniente, y no solo cobrando impuestos, a cambio de la impartición de justicia y la provisión de bienes públicos, o expropiando, a cambio del pago de una indemnización, sino apropiándose de lo que no es de ellos…

Tercera guerra mundial

La crisis creciente en esta región, por el posible involucramiento de otros agentes tanto estatales como no estatales, nos sumerge en la incertidumbre del estallido de una guerra de mayor proporción…

Persiste la presión comercial de Estados Unidos

…A falta de resultados concretos, a los legisladores les interesa conocer las acciones que el USTR pretenda realizar en las próximas semanas contra México para incluirlas en sus plataformas de campaña, rumbo a las elecciones de noviembre.

Espionaje, turismo y los pinos | Coyuntura económica y algo más

…de nueva cuenta podemos observar que no se cumple con nada de lo prometido y aún cuando en la mente retorcida del hijo predilecto de Macuspana, está salvando del país, la realidad es que, se está convirtiendo en su perdición.

Un cambio de aires: la vivienda en la etapa de la jubilación

El envejecimiento de la población ha suscitado un creciente interés entre los responsables de las políticas públicas y los economistas. Un tema de especial interés es la forma en que el patrimonio en la vivienda…

Noticias de interés

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *